Crisis FinancieraFinanzas PersonalesNoticias

FTC: Una nueva estafa relacionada con el COVID ataca a dueños de pequeños negocios

por Lesley Fair Abogada, División de Educación del Consumidor y los Negocios, FTC

Un vendedor del municipio de Uriondo. Su establecimiento está pegado a la carretera que lleva a los viñedos.
Anda circulando una nueva estafa relacionada con el coronavirus, pero esta vez, los malhechores están apuntando contra los pequeños negocios. Esta estafa comienza con un email supuestamente enviado por una oficina de la SBA que ofrece asistencia por desastre llamada “Office of Disaster Assistance”. En el email te dicen que eres elegible para un préstamo de hasta $250,000 y te piden información personal como tu fecha de nacimiento y número de Seguro Social. Hagamos una investigación al estilo de la serie CSI para detectar las pistas que indican que ese email es falso.
  • Pista #1. Recibiste un email o llamada de teléfono inesperadamente de parte del IRS, la Administración del Seguro Social o – en este caso – de la Agencia Federal para el Desarrollo de la Pequeña Empresa (SBA, por su sigla en inglés). La FTC te ha advertido acerca de las estafas de impostores del gobierno como ésta.
  • Pista #2. Te dijeron que eras automáticamente elegible para un préstamo por una cifra elevada. Los prestadores auténticos nunca hacen esto.
  • Pista #3. Te piden que des tu fecha de nacimiento y tu número de Seguro Social. Este es un indicio de que la persona que te envió el email está tratando de robarte tu información personal.
Los intentos de phishing, o pesca de información, no son la única estafa que están reportando los dueños de pequeños negocios. También nos hemos enterado de esto a través de alguna gente que presentó solicitudes para préstamos a través de sitios web que fingen formar parte del programa de Préstamo de desastre por daños económicos (EIDL) de la SBA, que se ha extendido hasta el 31 de diciembre de 2021. Y también por otras personas que reportaron que fueron contactadas para que pagaran préstamos que nunca tomaron. ¿Quiénes son los presuntos culpables? Delincuentes que solicitaron préstamos ilegalmente bajo los nombres de esas personas.
A continuación, te listamos algunos pasos a seguir para protegerte.
Revisa tu informe de crédito. El peor momento para enterarte de que alguien tomó un préstamo en tu nombre es cuando tú mismo presentes una solicitud para un préstamo para ti. Así que, primero revisa tu informe de crédito en www.annualcreditreport.com, la fuente autorizada para obtener los informes gratuitos para consumidores garantizados por la ley. Además, hasta abril de 2021 las tres principales compañías de informes crediticios les están ofreciendo a los consumidores reportes semanales gratuitos en línea. Si no estás a la búsqueda de crédito o de un préstamo, la opción de colocar un congelamiento o bloqueo de crédito te ofrece una medida de protección adicional y gratis.
Busca fuentes de información confiables. ¿Estás buscando un préstamo? No hagas clic en ningún enlace de un email no solicitado y ten cuidado con los resultados de los motores de búsqueda en internet. Los estafadores suelen usar nombres y URL parecidos, endosos falsos y sitios web de aspecto profesional como cebo de sus trampas. Los dueños de pequeños negocios que estén buscando programas de asistencia por COVID, tiene que empezar siempre en www.sba.gov, el sitio web oficial de la SBA. O puedes establecer contacto con una institución financiera confiable de tu comunidad.
Investiga a los prestadores antes de darles información personal. Los estafadores que se hacen pasar por prestadores tienen la excusa perfecta para pedirte un montón de información personal que se puede usar para robarte tu identidad. No dejes expuesta tu huella de información personal completando muchas solicitudes en línea ante prestadores que no conoces. Primero, investiga a los prestadores, y si detectas algo fuera de lugar, pisa el freno. Y luego presenta un reporte en ReporteFraude.ftc.gov.


Joan Ferreira, Blog Finanzas

Financista, asesor financiero, consultor de pequeñas empresas, empresario, inversionista, maestro, voluntario, corredor, viajador, y muy familiar. Muchos consideran que se mucho de muchas cosas, pero lo unico que yo se es que me falta mucho por aprender.

Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Related Articles

Close
A %d blogueros les gusta esto: